Para aumentar sus ventas, todo negocio online necesita conseguir leads. Te explicamos cómo hacer para que los visitantes de tu sitio se conviertan en futuros clientes.


Pop-ups

Los pop-up siguen siendo una de las técnicas más utilizadas cuando lo que se busca es conseguir el correo electrónico de alguien que ha visitado nuestro sitio. Sin embargo, cuando esta herramienta no es utilizada de manera correcta, su efecto puede ser contraproducente.

Por ejemplo, al mostrarle una ventana emergente a alguien que acaba de ingresar a nuestro sitio, y que todavía no ha tenido la posibilidad de recorrerlo, probablemente tengamos pocas posibilidad conseguir su dirección de mail. Por ello, siempre es aconsejable esperar algunos segundos (entre 7 y 15 aproximadamente) antes de solicitarle un dato personal al usuario que recién está interiorizando con la propuesta de nuestra marca.

Pop up de salida

. Esta ventana emergente se activa solamente cuando el cursor se desplaza hacia la parte superior del buscador, lo que indica que el visitante ya ha tomado la decisión de abandonar la página en la que se encuentra. Por lo tanto, es un tipo de pop-up recomendado para los que busquen captar leads, pero sin dejar de ofrecerle al usuario una experiencia de navegación sin interrupciones.

Incentivos.

Independientemente de su formato, para que cumplan con su cometido y nos ayuden a llevar a cabo nuestra estrategia de captación de leads, es importante que los pop-up cuenten con un diseño efectivo y con un copy atractivo que impulse a los visitantes a registrarse.

Remarketing

Las listas de remarketing son otra poderosa herramienta que no podemos dejar de tener en cuenta para convertir visitas abandonadas en leads.  Colocando en todas las páginas webs de nuestro sitio web o aplicación móvil un píxel de seguimiento tenemos la posibilidad de volver contactar a aquellos usuarios que nos han visitado en el pasado. ¿De qué manera? Mostrándoles más tarde en Google o Facebook anuncios relevantes que los atraigan nuevamente hacia nuestro negocio online.   

Es decir, cuando un usuario visitó nuestro sitio pero no interactuó con nosotros, el remarketing nos dará una segunda oportunidad para conquistarlo definitivamente. Podemos crear, por ejemplo, una lista para aquellos que visitaron una categoría de productos determinada en nuestra tienda, o bien para los que llegaron a añadir un artículo al carrito de compras, pero lo abandonaron antes de tiempo.

Para comprobar que los píxeles de seguimiento han sido implementados de manera correcta, existen herramientas como Facebook Pixel Helper y Tag Assistant by Google que pueden ayudarnos a sacarle el máximo provecho a nuestra estrategia de remarketing.